Pelo: cera, gomina, laca... ¿qué producto debo utilizar?

Shutterstock

Cera, gomina, laca... ¿cuál es el mejor producto para darle forma y fijar mi pelo?

Cuando somos pequeños solemos dejar que nuestra madre nos peine, pero según nos vamos haciendo mayores el peinado y cuidado de nuestro cabello se convierten en algo fundamental. Pero, ¿qué producto usar? Os ayudamos a elegir el que más se acerque a vuestras necesidades.

Por David Gómez  |  30 Enero 2020

Cada vez es más común ver cómo los hombres deciden cuidar su imagen y, entre ellos, uno de los puntos más importantes es nuestro pelo. Y eso está bien, pero en la práctica no es tan fácil. No basta con un simple viaje al supermercado más cercano e ir a la zona de cosméticos, porque allí nos encontraremos con una gran cantidad de productos, de diferentes marcas y cada una para un cuidado concreto del cabello.

Además de todo tipo de geles o mascarillas, lo que más importa a los hombres a la hora de peinarse es el producto de fijación. El problema es que cada uno tiene una función, aplicación y estilo diferentes, según lo que queramos conseguir o nos vaya mejor para la ocasión en la que nos queramos peinar. Pero una cosa está clara, no hay un producto de fijación mejor que otro. Cada uno da un estilo completamente diferente, y cuenta con ventajas y desventajas.

Ya sabemos que hay todo tipo de productos, pero la elección de un fijador u otro depende del tipo de cabello que queramos y del efecto que busque cada hombre en cada ocasión. Muchos chicos buscan un cabello que lucir a diario, dándole diferentes resultados según la ocasión o el sitio al que tengan que acudir. Ya sea si queremos domar nuestro cabello rebelde o darle forma a esa media melena que tanto nos gusta, hay fijadores para todas las personas, pero decidir cuál es el que más nos conviene o nos gusta es cosa nuestra. Los productos, y sus efectos, son los siguientes.

1 Gomina o gel fijador

Seguramente es el artículo que más gente conoce, ya que es lo que más se ha utilizado durante mucho tiempo y era la base de ese pelo de punta que llevábamos de pequeños. Es, sin duda, el producto que consigue una mayor fijación durante horas. La gomina es un producto que da un efecto mojado y un toque elegante en peinados concretos, pero a veces puede conseguir que se apelmace o parezca algo grasiento si echamos una cantidad mayor a la que necesitamos. Se recomienda especialmente para cabellos cortos y que sean fáciles de fijar.

La gomina se debe de aplicar sobre el pelo mojado. Para su aplicación debemos echar una pequeña bola o cantidad de gel fijador en la palma de la mano, esparcirlo por ambas manos y extenderlo de forma homogénea por el pelo para terminar de darle forma con los dedos o un peine.

El bigote, tendencia de 2020 (a pesar de Bieber)
Llevar bigote vuelve a ser tendencia este 2020, pero no es una moda que le quede bien a todo el mundo, ni siquiera a Justin Bieber.
Para la eliminación completa de la gomina se requiere de un lavado del cabello, además puede ser que se queden pegotes de gel en el pelo más molestos de hacer desaparecer. Como aspecto negativo, su uso excesivo puede resecar y dañar el cabello, y es más común la formación de caspa con su uso.

La gomina es un producto que muchos de nosotros hemos usado y consigue una fijación buena y duradera.
La gomina es un producto que muchos de nosotros hemos usado y consigue una fijación buena y duradera. iStock

2 Cera

La cera es un producto que queda muy natural, mucho menos apelmazado como la gomina, consiguiendo también una buena fijación. Está pensada para cabellos más largos que los ideales para la gomina, pues aportan mucho estilo o textura. Además, se pueden realizar diferentes tipos de peinados con debido a su versatilidad. El objetivo de la cera es moldear el cabello, para después fijarlo y darle brillo. Suele haber dos tipos de cera, las que consiguen un efecto mate y aquellas para darle más brillo.

La cera se puede usar tanto en pelos húmedos como en secos. Lo primero es coger una pequeña cantidad de cera en nuestros dedos y deshacerla en las manos antes de aplicarla en el cabello y darle forma al mismo. Esto se hace para que no quede apelmazada y no deje residuos o un efecto grasiento en el pelo. Posteriormente, lo más normal es darle forma con las manos, aunque se puede usar un peine.

Otra ventaja de la cera es que resulta un producto especialmente limpio a la hora de eliminarlo de nuestro cabello. La cera se va eliminando con el propio cepillado del pelo y, si no nos hemos excedido a la hora de echarla, no deja residuos. Tampoco provoca la aparición de la caspa así que también es un producto muy recomendable.

La cera es un producto muy extendido ya que consigue mucha naturalidad y permite moldear el pelo de muchas maneras distintas.
La cera es un producto muy extendido ya que consigue mucha naturalidad y permite moldear el pelo de muchas maneras distintas. Shutterstock

3 Laca

Muchos tendemos a asociar la laca con nuestras abuelas y ese olor tan característico que dejaba en los lavabos. Sin embargo, en la actualidad también es un producto utilizado por muchos hombres para dar forma y fijar el pelo aportando volumen y desafiando a la gravedad. La laca es perfecta para flequillos levantados y tupés, y crea una película superficial sobre el cabello que deja un cabello sedoso y luminoso.

Para la aplicación de la laca se recomienda, primero, dar forma al pelo hasta el último cabello, porque después será complicado moverlo. Sin embargo, permite que se mueva ligeramente para que no quede apelmazado. Es decir, no inundes tu pelo de laca, deja que respire. Te lo agradecerá.

10 predicciones inolvidables de 'Los Simpson'
Las predicciones de 'Los Simpson' siempre han estado a la orden del día durante más de dos décadas. Te traemos nuestro top 10.
Al igual que la cera, es un producto que puede desaparecer con un cepillado, aunque para ciertos cabellos es recomendable lavarlo por la mañana. La laca otorga una fijación de hasta unas 8 horas. Como contra, al igual que la gomina, es un producto que puede llegar a maltratar el cabello si nos pasamos usándolo y no utilizamos un artículo con una calidad mínima que deje menos residuos. Lo bueno es que hay una amplia variedad donde elegir.

Gracias a la laca podemos dar forma y fijar el pelo por mucho tiempo, incluso desafiando la gravedad.
Gracias a la laca podemos dar forma y fijar el pelo por mucho tiempo, incluso desafiando la gravedad. Shutterstock

4 Espuma

Para aquellas personas con el pelo rizado u ondulado, no debería ser nada nuevo el uso de las espumas de fijación. Es ideal para conseguir un efecto mojado sobre esas curvas y darle unas bonitas formas y onduladas a los rizos. También se puede emplear sobre cortes más o menos cortos, pero al final su principal función es la de maximizar el efecto y el volumen del pelo rizado.

Para aplicar la espuma se debe hacer manera correcta. Lo primero es secar el pelo con la toalla, para que quede húmedo, que no mojado. Luego se aplica uniformemente la espuma por todo el cabello y, después, lo peinamos como queramos. La espuma se puede dejar secar al aire para conseguir un efecto más natural, o terminar de darle volumen y forma con el secador.

Hay espumas que se van simplemente con varios cepillados del mismo, aunque dependiendo de la calidad del producto y el tipo de pelo, tendremos que lavarlo para su eliminación completa. No es un producto del que abusar, ya que también puede resecar el cabello, pero es el más idóneo para los rizos.

Lo ideal para los pelos rizados y ondulados es usar una espuma que destaque las curvas del pelo
Lo ideal para los pelos rizados y ondulados es usar una espuma que destaque las curvas del pelo Shutterstock

5 Polvos texturizantes

Siendo el último en llegar al mercado, se está convirtiendo en uno de los productos estrella para el pelo de muchos hombres. Su secreto reside en que consigue un efecto totalmente natural. Es perfecto para aquellos que buscan darle esa naturalidad a su pelo, con un aire despeinado y un acabado mate. Consigue crear volumen y textura en el cabello, desde la raíz hasta las puntas. Como fijador va especialmente bien, ya que tiene mucha sujeción y es perfecto para hombres com mucha densidad capilar.

Los polvos se recomiendan usarlos con el pelo seco. Se pueden aplicar directamente sobre el cabello o primero en las manos y después esparcirlo por toda la cabellera. Dependiendo del tipo de peinado y volumen que queramos conseguir, se pueden usar en las raíces o en todo el pelo. Lo recomendable es mezclarlo bien con el cabello e ir aplicándolo de poco en poco.

Con los polvos texturizantes se puede eliminar el exceso cepillándolo repetidas veces. Resulta un producto ideal para el típico pelo despeinado tras la siesta, para volver a darle forma y volumen al pelo sin haberlo lavado. También para poner una solución a ese cabello rebelde tras deformarlo con un gorro, por ejemplo.

Los polvos texturizantes son muy utilizadas en las barberías más modernas.
Los polvos texturizantes son muy utilizadas en las barberías más modernas. Shutterstock

6 Pomada

Es un producto suave para el pelo, que se puede asemejar a la gomina o la cera. Lo bueno de las pomadas es que hay muchos tipo de fijadores y brillos dependiendo de la marca y la fórmula. Por lo tanto, podemos emplearlo tanto si queremos mucha fijación y brillo o algo más natural y un acabado mate. La pomada no es recomendable para pelos especialmente cortos, ya que es un producto que se suele emplear para peinar cabelleras más o menos largas.

Lo primero de todo a la hora de aplicarla es elegir el brillo y el tipo de fijación que queremos de toda la variedad que se nos ofrece. Luego, con el pelo recién lavado, lo secamos con una toalla, hasta dejarlo húmedo. Sobre ese pelo húmedo echamos una pequeña cantidad precisamente esparcida sobre nuestras manos. Primero lo aplicamos por la raíz, después por todo el pelo de forma uniforme, y le damos forma. Finalmente, podemos dejar secar al aire libre o con secador. Este último nos dará un poco más de textura y aumentará el tiempo de fijación.

Para la eliminación de la pomada dependerá del tipo que hayamos comprado, pero lo más normal es que se disuelva después del lavado. Aunque hay algunas que requieren de un champú específico para que sea más fácil su eliminación de nuestro cabello. También se recomienda, a veces, suprimir la pomada con un secador y un peine antes de lavar el pelo, ya que el calor las ablanda.

La pomada para el pelo es un producto que existe desde hace muchos años, pero las nuevas bases y todas sus fórmulas hacen de ellas un artículo para el pelo muy versátil.
La pomada para el pelo es un producto que existe desde hace muchos años, pero las nuevas bases y todas sus fórmulas hacen de ellas un artículo para el pelo muy versátil. Shutterstock

Artículos recomendados