¿Raparse o dejarse crecer el pelo? Las dos tendencias de la cuarentena

Shutterstock

Raparse o dejarse el pelo largo, las dos tendencias capilares de la cuarentena: y tú, ¿de qué team eres?

Los cambios de la cuarentena han llegado a nuestro pelo. El aburrimiento y el estar menos expuestos a las miradas de la gente están provocando que haya más atrevimiento a la hora de arriesgar, tal y como demuestran las dos tendencias mayoritarias que han surgido: raparse la cabeza al cero o dejarse crecer el pelo todo lo posible.

Por MENzig  |  24 Marzo 2020

El shock, el estado de alarma y el confinamiento casero provocados por el Covid-19 han cambiado todo nuestro estilo de vida: nuestra forma de trabajar, nuestra manera de entretenernos y también nuestra imagen personal. En cuanto a la ropa, están unos que han encontrado en el pijama su prenda fetiche, otros que recurren al chándal para estar por casa, y finalmente un tercer y extraño grupo que se arregla como si fuesen a salir a la calle para animarse un poco y que se haga menos duro el encierro.

Ni el pelo se ha librado de sufrir cambios por estos días tan raros. Algunos han debido pensar que, ya que el espacio por el que nos movemos no cambia y estamos menos expuestos a las mirada de los demás, es buen momento para arriesgar y experimentar. El aburrimiento ayuda también, eso seguro. Por el momento, hemos encontrado dos tendencias: unos hombres que se rapan y otros que deciden no cortarse el pelo y dejarlo crecer todo lo posible.

Tendencia 1: raparse

José María Giménez, jugador del Atlético de Madrid, lanzó hace unos días el #PelaChallenge, acompañado de un vídeo en el que salía precisamente pelándose, rapándose el pelo. No sabemos cuántos compañeros de profesión han seguido el #PelaChallenge, pero lo cierto es que la época del pelo rapado, más habitual en verano, se ha adelantado varios meses por culpa del confinamiento.

Ver esta publicación en Instagram

#pelachallenge A ver quien se anima ????????????????????

Una publicación compartida de Jose Maria Gimenez (@josemariagimenez) el

Lo cierto es que, si llevabas un tiempo meditando acerca de si hacerlo o no, es un buen momento para dar el paso. Si no te gusta cómo te queda, hay tiempo (y de sobra) para que el pelo vuelva a crecer antes de salir a la calle y presentarte ante la sociedad de esa manera. Por tanto, si te apetece raparte no lo pienses mucho. Simplemente, da el paso. Salvo que estés muy seguro, darle vueltas solo te va a alejar de tomar la decisión, y te acabarás quedando con las ganas.

Si siempre te ha apetecido es el momento de que te arriesgues: rápate
Si siempre te ha apetecido es el momento de que te arriesgues: rápate Shutterstock

Tendencia 2: dejarse el pelo largo

Colección Adidas Pokémon 2020: fotos y precio
Repasa los productos y los precios de la colección Pokémon x Adidas 2020.
La crisis de este nuevo coronavirus ha tenido algo de naufragio en muchos ámbitos. Algo así parece que han pensado el grupo de hombres que se han apuntado a esta segunda tendencia capilar propia de la cuarentena: dejarse crecer el pelo lo máximo posible sin tocar nada. No sabemos hasta cuándo va a durar el confinamiento, pero esperemos que no lleguen ni de cerca al aspecto de Tom Hanks en 'Naúfrago', con cuyo personaje, por cierto, se ha comparado LeBron James en Instagram Stories para definir cómo está siendo su cuarentena.

Dejarse el pelo largo es otra de las ideas que cualquiera tiene a lo largo de su vida, pero, a diferencia de raparse, donde lo único complicado es dar el paso, está lleno de complicaciones. El pelo largo es difícil y costoso de cuidar. Además, hasta que llegue a quedarse tal y como lo quieres (algo que probablemente no pase nunca, porque jamás un peinado se nos queda exactamente igual que como lo imaginamos) debes tener mucha paciencia.

No menos importante es que sepas lo complicado que es tratar con un pelo largo cuando salgas de la ducha. Si, por ejemplo, te duchas por la noche y no quieres empezar con mal pie la mañana siguiente, cuando te levantes y tu pelo esté totalmente intratable tienes que utilizar sí o sí secador. Y a eso añádele una buena sesión de cepillo (y tirones) si lo tienes liso.

La clave para dejarse crecer el pelo: ser paciente
La clave para dejarse crecer el pelo: ser paciente Shutterstock

No obstante, todo tiene cosas buenas y cosas malas, y este consejo vale tanto como raparse como para dejarse crecer el pelo: hacer lo que tú quieras y verte como a ti te gusta compensa el riesgo de raparse, y el esfuerzo extra que pueda suponer tratar con el pelo largo, y eso es lo que tiene que primar por encima de todas las cosas.

Artículos recomendados