Cuatro pasos para tener la barba de tres días perfecta

Shutterstock

Cómo lograr una barba de tres días perfecta y cuidarla como es debido

La barba de tres días es uno de los looks más pretendidos y utilizados entre los hombres. Sin embargo, eso no significa que sepan cómo hacerlo correctamente, porque dejarse una barba incipiente requiere una serie de cuidados y atenciones que deben ser tenidos en cuenta, mucho más de lo que cabría esperar.

Por Guillermo Galindo  |  27 Noviembre 2018

En el mismo momento en el que estás leyendo este artículo habrá miles de hombres por todo el mundo haciéndose la eterna pregunta: "¿Qué hago con mi barba?".

La respuesta es tan amplia que asusta. Cada barba es diferente, así como el tipo de rostro. Lograr la armonía entre ambos, una quimera. Por eso, muchos tratan de no darle más vueltas y optan por dejarse crecer la barba al libre albedrío, sobre todo al principio. Entran, por tanto, en el fabuloso mundo de la barba de tres días, esa primera etapa con barba que tan buenos resultados suele aportar siempre y cuando prestes un mínimo de atención, claro está.

Un look más costoso e importante de lo que parece

Porque la barba de tres días no consiste simplemente en que crezca el vello sin oposición alguna, error que comete la inmensa mayoría. Los cuidados y la dedicación que precisa lo convierten en un procedimiento que requiere tiempo y esmero. La barba de tres días no significa no afeitarse, va mucho más allá. Al menos si quieres conseguir algo medianamente decente, obvio.

Cuida tu barba, aunque no sea demasiado densa. Lávala de manera habitual para conservarla sana.
Cuida tu barba, aunque no sea demasiado densa. Lávala de manera habitual para conservarla sana. Shutterstock

También debes tener en cuenta la imagen que quieras proyectar al resto. La barba de tres días aporta de manera instantánea un aspecto mucho más maduro que el afeitado. Además, aumenta la visibilidad de la mandíbula y los dientes, provoca que la gente se fije en estas partes de la cara con mayor hincapié. Si no quieres ni una cosa ni la otra, quizás vaya siendo hora de cambiar de estilo.

Paso 1: de la nada al todo

Si por el contrario crees que la barba de tres días te sienta bien, enhorabuena, has entrado de lleno en el grupo más atractivo para las chicas. Y no lo digo yo, sino las más de 8.000 mujeres consultadas en 2016 por un estudio de la Universidad de Queensland, quienes eligieron con firmeza la barba incipiente por encima del resto de opciones.

Todo lo que necesitas saber para elegir las gafas adecuadas en función del rostro, la piel y el cabello
Te ayudamos a elegir las gafas ideales para tu cara, tu tono de piel y tu color de pelo.
Ahora bien, te espera un arduo proceso hasta conseguir los resultados deseados. Empecemos de cero, con un afeitado total. Un afeitado como es debido, con la hoja en perfectas condiciones, espuma de afeitar, agua caliente para los poros de la piel y abundante after shave para evitar heridas.

No olvides el after shave cuando vayas a afeitarte.
No olvides el after shave cuando vayas a afeitarte. Shutterstock

A partir de ahí toca esperar a que crezca la barba. Cada una va a su ritmo, no te preocupes si a los tres días sigues pareciendo un niño de primaria. No obstante, existen trucos para acelerar el crecimiento del vello, como una buena exfoliación, mucha agua, vitaminas B y C y mucho hierro. Cuando alcances el objetivo marcado, no te anticipes ni des por finalizada la obra. Eso no es una barba, es un batiburrillo de pelos descontrolados. Darles uniformidad requerirá dejarla crecer un poco más. Cuando la tengas algo más larga de lo deseado, será el momento de pasar a la acción.

Paso 2: Es el turno de la máquina (y de tu destreza)

Salvo que tengas un don, la barba con la que llegues a este paso 2 será asimétrica. Para transformarla en la barba de tres días ideal, necesitas tener una máquina recortadora con distintos niveles. Las cuchillas o máquinas de un solo nivel no sirven. Empieza con un cabezal a un nivel mayor del definitivo para aportar equilibrio y poco a poco ve reduciendo milímetros hasta encontrar el aspecto idóneo, el de los famosos tres días. ¿A pesar de cortarlo todo igual tenemos calvas? Ante eso poco podemos hacer, no todas las barbas son cerradas ni frondosas. Pero para tu alivio, no queda mal.

La máquina recortadora es la mejor opción para conseguir una barba de tres días.
La máquina recortadora es la mejor opción para conseguir una barba de tres días. Shutterstock

Y ojo, no tienen por qué ir todas las zonas igual de recortadas. Hay algunos rostros que quedan mejor con niveles diferentes de afeitado. Si no quieres arriesgar a lo largo del año, prueba a hacerlo en vacaciones, cuando la estética es casi lo de menos.

Paso 3: Delicadeza para evitar sustos

Es el turno de los extremos de la barba, a los que tendremos que prestar mucha atención. No recortar bien estas zonas podría echar al traste todo nuestro esfuerzo y tener que volver al paso 1 como si hubiéramos caído en la calavera del Juego de la Oca.

  • Mejillas. Quita el cabezal y repasa con cuidado la línea para dar forma a la barba sin pasarse.
  • Cuello. Tienes dos opciones, o afeitarte hasta la zona de la mandíbula o sencillamente retocar para que sea agradable desde el punto de vista estético. En este caso, puedes suavizar el final con un fino degradado, para evitar una sensación brusca de ruptura.
Si no te atreves a hacer la forma en mejillas y cuello, puedes acudir a una barbería.
Si no te atreves a hacer la forma en mejillas y cuello, puedes acudir a una barbería. Shutterstock
Sandor Martín:
Hablamos con Sandor Martín, uno de los mejores boxeadores del panorama nacional, sobre su trayectoria, sus objetivos y la forma de ser de un campeón.

Atención, si quieres tener la barba perfecta, la que sale en las revistas y lucen los famosos, deberás corregir tanto mejillas como cuello diariamente. Para presumir hay que sufrir.

Paso 4: Lavar y cuidar para que todo tenga sentido

El último paso es uno de los más importantes y menos seguidos por los hombres. Limpiar la barba es tan importante como afeitársela o retocársela, es necesario para sanearla y cuidarla. Y no nos referimos solo a la típica barba hipster larga. La de tres días también necesita los aceites y lociones especiales para su tonificación y suavizado. Un intenso lavado al menos dos veces por semana terminará por esculpir una maravilla estética con la que sentirte cómodo y confiado.

Lo más leído